Son muchas las mujeres que no quieren volver a saber nada de la depilación y quieren olvidarse del vello para siempre. La mejor solución es acudir a un centro de fotodepilación IPL en Oviedo de plena confianza y con personal cualificado para realizarte un tratamiento de fotodepilación. Los aparatos han ido evolucionando mucho con los años y, en este momento, cualquiera se puede someter a un tratamiento de fotodepilación con todas las garantías y completamente seguro. Antaño, a las personas que tenían la piel muy oscura, o que habían tomado mucho sol, etcétera, no se les recomendaba la fotodepilación, pero en este momento el tratamiento se adecúa al tipo de piel, grosor y color del pelo o sexo del cliente.

Lo que sí que te recomendarán en cualquier salón de belleza es que cuides tu piel después de cada sesión de fotodepilación IPL en Oviedo. Lo mejor es aplicar una buena capa de aloe vera sobre la zona que han depilado. Puedes, incluso, usar otro tipo de cremas hidratantes, pero lo bueno del aloe vera es que, además de calmarte e hidratarte mucho la piel, tiene propiedades cicatrizantes. Lo ideal es que apliques la crema dos veces al día, por la mañana y por la noche para que cumpla su función y tú notes sus efectos inmediatamente. El día de la sesión y el siguiente evita ducharte con agua muy caliente e intenta no practicar deporte para que el sudor no irrite la zona depilada.

No lo dudes y ven a Astur Sanas Centro de Estética Especializada y te olvidarás de depilarte para siempre.